¿Que llevó a la caída de oro?


Casi todo se desmorono el lunes pasado – commodities en general, los mercados de valores, los rendimientos de los bonos del Tesoro estadounidense. Esto indica una advertencia de deflación que puede estar al asecho para más adelante. Pero todas las miradas se han fijado en el oro.

Se estima que unas 400 toneladas de oro – casi 13 millones de onzas – se vendieron el viernes solamente. Eso es alrededor de $ 20 mil millones.

Para poner esto en algún tipo de perspectiva, es más que la totalidad de las tenencias del Banco de Inglaterra, que están apenas por debajo de los 10 millones de onzas. Es algo más que las tenencias de España, Austria, Arabia Saudita, Portugal y Turquía.

Por supuesto, la mayor parte del oro vendido el viernes fue en forma derivada o en formularios, las mismas onzas pueden haber sido comprado y vendido varias veces durante el día, pero los números siguen siendo extraordinarios.

En los últimos tres o cuatro días hubieron más comentarios de lo que normalmente se consumen en varios meses. Una cosa que llama la atención es la sorprendente magnitud de este movimiento.

Russell Rhoads, CFA de CBOE Option Institute informo  que estadísticamente un movimiento de la escala del viernes puede suceder “una vez cada 4.776 años.” Es muy difícil que vuelva a suceder. Asimismo John Kemp de Reuters calcula que, sobre la base de una distribución normal, movimientos como este se puede esperar una vez cada 500 millones días de negociación, o dos millones de años.

Por supuesto, todos sabemos que los modelos estadísticos de los mercados son terriblemente imperfectos – el crash del 2008 nos lo demostró  –  pero nos ayuda a mostrar lo sorprendente de lo sucedido,
El especialista Dennis Gartman comentó: “Vamos a decir con confianza que nunca jamás volveremos a vivir un día como el de ayer en el mercado del oro… “.

Al parecer, todo el mundo estaba tranquilo con la cotización del oro alrededor  de $ 1.520 que se mantenía aproximadamente desde hace un año y, tan pronto como se rompió, se soltó una cascada de la venta. Pero todavía nadie parece haber encontrado una respuesta satisfactoria del por qué.

Noticias de la semana pasada que Chipre podría verse obligado a vender su oro (apenas 13 toneladas) en el mercado sin duda contribuyó a los nervios. ¿Portugal, Grecia, Italia o España se verán obligados a hacer lo mismo? ¿Qué efecto tendría eso? El precio del oro comenzó a deslizarse. Toda pendiente negativa, se acelera. La barrera psicológica de  1,500 dólares se rompió, y se produjo una  estampida. Esa es una explicación. Hay otras opiniones más conspirativas, que no vamos a entrar aquí.

De todos modos, la pregunta es: ¿vendo mi oro? La respuesta es no. El mercado se movió demasiado rápido en mi opinión. Es prudente esperar, ver y volver a evaluar.

El oro esta en un mercado bajista actualmente. Debemos preguntarnos: “¿cuánto más va a caer?” y “¿por cuánto tiempo va a caer?”

Como los costos de extracción podrían apuntalar el precio del oro

Es posible que hayamos llegado al mínimo. Algunos especialistas piensan así. Gartman – que nunca es tímido para ser negativo sobre el oro, si lo estima conveniente – tiene “una muy, muy fuerte creencia de que una baja en el precio del oro en, o cerca de $ 1,338 no se volverá a ver en un tiempo muy, muy largo tiempo… parece… que el mercado bajista del oro que comenzó hace casi dos años, cuando llego en términos de dólares estadounidenses a cotizar muy cerca de 1,950 dólares la onza ha seguido su curso “.

Tal vez tiene razón. Es difícil ver cómo el sentimiento de oro puede deteriorarse aún más. Si el oro caerá aún más, veo un poco de apoyo en $ 1.225 – $ 1.250 y un apoyo mucho más  fuerte por encima de 1.000 dólares.

Si llega a estar tan bajo, no veo cómo puede ser por mucho tiempo. He aquí por qué.

El promedio del  costo total de producir oro – es decir, el costo por onza de la búsqueda, de desarrollo y la construcción de una mina, en las condiciones actuales – se estima estar en algún lugar entre $ 1.200  – $1.400. Sobre esta base, el especialista deTD Securities, David Bouckhout señala que “el 15% de los productores de oro estaría ahora en una situación deficitaria considerando la totalidad de los costos. “

Pero si nos fijamos en los números de 2012 para los mayores productores, el panorama es preocupante. El total de costos es más alto. En 2012, el precio medio de venta de oro extraído era $ 1.650. A $ 1,650 oro, según Mark Mahaffey de Hinde Capital en su blog, Barrick se quedó con el flujo de caja negativo $ 930 millones (sí, negativo!), Newmont negativo $ 838m, Goldcorp negativo $ 511m, también Kinross $ 623 millones, y Yamana $ 379 millones, todos negativos.

Si los costos realmente fueron de $ 1.200 a $ 1.400 por onza, como se cree, las compañías, a $ 1.650 por onza, según Mahaffey, podrían tener un flujo de caja positivo. Pero no lo  tienen. ¿Qué tipo de flujo de efectivo real tienen con el oro ahora por debajo de $ 1400?

Las mineras lidiaron con problemas semejantes, cuando los precios bajaron por debajo de los costos de producción, pero tenían cobertura. La cobertura por supuesto, deprimió el precio del oro – pero esta opción no está disponible en la actualidad, ya que dicho  crédito no está disponible en la banca comercial. La industria minera va a tener que afrontar esta situación  con una interrupción de la opera ración, lo cual reducirá la oferta.

Dicho esto, sospecho que pasará algún tiempo antes que el mercado se sobreponga a lo sucedido. Hay demasiadas personas que se han perdido mucho dinero. La avalancha inversa de ventas en descubierto que se podría haber esperado casi no ha ocurrido.

Este puede ser un período 1975-6 como cuando el oro perdió 50% de su valor en dos años, y luego reanudó un mercado comprador y volvió a sus máximos históricos en 1980. O esto puede ser el momento del oro de  1987 – al igual que lo sucedido con Dow y el FTSE que bajaron casi inexplicablemente antes de reanudar un mercado alcista de varios años, por lo que podríamos suponer lo mismo con el oro. Ya veremos.

He mantenido mi oro demasiado tiempo para ser presa del pánico en este momento. Vender por debajo de $ 1.400 no tiene sentido.

Dominic Frisby

MoneyWeek

 

Deja un comentario