Apple va a perder la guerra de los teléfonos inteligentes

Las batallas legales en torno a los dispositivos móviles, las llamadas guerras de patentes de teléfonos inteligentes, son absolutamente fascinantes.

Esta semana vio a Samsung y a Apple en ejercicios de calentamiento para otro drama judicial en EE.UU., con Apple invocando ser el gran innovador. Todos estamos inclinados  a creer que no existían los teléfonos inteligentes antes de la llegada de su iPhone. Si bien es cierto de Apple llegó con un gran producto, ¿pueden realmente reclamar el monopolio de las esquinas redondeadas en un rectángulo? ¿O tal vez una patente sobre un interruptor deslizante?

Estos detalles como esquinas redondeadas han existido siempre. Y también los interruptores deslizantes.   ¿Y entonces?

Es evidente, que por debajo hay mucho más que eso … pero ¿es un tema real? Me inclino a pensar que Apple está exhibiendo los síntomas clásicos de un poder monopólico que está perdiendo su agarre.

La batalla legal bien puede ser entre Apple y Samsung. Pero, la verdadera batalla es entre Google y Apple.

En mi opinión,  Apple está luchando para mantener su liderazgo en el mundo. Pero Google le está pisando los talones y la amenaza  judicial de Apple no tendrá su efecto y será derrotado.

Esta vez Samsung tiene copia de seguridad

A menudo se oye decir que cuando se trata de batallas en los tribunales, el que tiene la  mayor chequera gana. Apple sin duda tiene una chequera gorda.

Samsung tiene un equipo de abogados muy buenos. Y creo firmemente que la justicia prevalezca en el final. Por otro lado,  el juez Lucy Koh  del Tribunal Californiano, está empezando a perder la paciencia respecto a las ambiciones monopólicas de Apple.

Después de todo, esta no es la primera vez que Apple ha arrastrado a Samsung a la sala de audiencias. En la primera incursión, Apple fue premiado con poco menos de mil millones de dólares en daños y perjuicios. Pero en realidad, la escaramuza fue vista como una victoria para Samsung. La firma aún fue capaz de vender sus unidades en Estados Unidos, y a Apple se le dijo que moderara la mayoría de sus reclamaciones.

En esta ocasión, es probable que Samsung tenga Google de su lado. El Wall Street Journal informa de que los ingenieros de Google, incluido el ex jefe de Android Andy Rubin, puedan testificar.

“Google va a tener una presencia mucho más importante que en los casos anteriores”, afirma Michael Carrier,  experto en patentes y profesor de derecho en la Universidad de Rutgers de New Jersey. “Google vs Apple será un duelo de titanes.”

No es para olvidar, que  Google también tiene una considerable cartera de patentes. Hace unos años, Google compró Motorola en un acuerdo que le otorgo poco más que una colección de patentes. Google más tarde vendió el negocio de los teléfonos con una pérdida importante.

Todo lleva a pensar que este drama judicial será una serie de reclamaciones de Apple, seguido por toda una serie de reconvenciones de Samsung (con la complicidad de Google).

 

Apple se está convirtiendo en un matón

Nunca he sido un fan del enfoque de tecnología cerrada de Apple. Es decir, de cómo encadena a los usuarios de su software, hardware y demás. El modelo de negocio se basa en un plan estratégico de monopolio. Reconozcamos que Apple tiene todo el derecho de desarrollar su modelo de negocio que prefiera.

Pero la percepción pública está empezando a pensar que Apple va por el camino equivocado. Muchos periodistas, con sorna, sugieren que los fabricantes de queso franceses podrán recibir juicios  de Apple por violación de patentes por las esquinas redondeadas en un trozo de Roquefort!

A nadie le gusta un matón. Y eso es lo que esta aparentando Apple.

La competencia es un delicado equilibrio entre la innovación y la copia del imitador.

Solo tenemos que observar a la industria de la moda. En el momento en un nuevo vestido impacta en una pasarela, los imitadores comienzan  a trabajar. Los imitadores, sin pedir disculpas lanzan clones, tan pronto como les sea posible. Esto no quiere decir que estos productos son Versace o Prada. Si bien la imitación es en cierto modo un aprovechamiento, esta se debe permitir.

Apple está empujando su caso con demasiada fuerza. Puede ser que sólo sea mi opinión, pero también  hay evidencia que los tribunales van en la misma dirección. Se están aburriendo de las guerras de patentes. Las patentes se utilizan cada vez más para reprimir la innovación, en lugar de activarla.
Por supuesto, Apple no es la única. Todas las grandes empresas de tecnología juegan con las patentes y sufren el síndrome de patentes. Es que Apple, como gigante que es, esta tratando de pisotear al resto de la industria.

Y como estos ensayos se ventilan a través de los tribunales, la batalla en el campo continúa. Y los dispositivos Android están ganando. Lo que es más, con cientos de fabricantes de Android que compiten entre sí en este espacio, no hay duda en que las verdaderas innovaciones están viniendo.

Apple ha tenido sus días de éxito. Ahora lo único que puede hacer es tratar de luchar para mantener sus innovaciones de antaño. Y todos estamos aburridos de eso.

Bengt Saelensminde

The Right Side –  04 April, 2014
http://www.moneyweek.com