LAS NEGOCIACIONES COMERCIALES MERCOSUR-UE SURGIERON EN LA REUNIÓN DEL G-20 LA SEMANA PASADA

 

LAS NEGOCIACIONES COMERCIALES MERCOSUR-UE SURGIERON EN LA REUNIÓN DEL G-20 LA SEMANA PASADA

Esto es lo que sucedió en los últimos siete días

Mientras el G20 se reunía en Buenos Aires para discutir temas como el comercio global, el futuro de la criptografía y las cuestiones de política antes de la Cumbre de Líderes a fin de año, las negociaciones en curso sobre un acuerdo comercial entre la Unión Europea y el El Mercosur apareció repetidamente mientras los ministros de ambos lados del Atlántico expresaban optimismo y precaución.

Mientras que el G20 como foro no se preocupaba por las conversaciones Mercosur-UE, la presencia en Buenos Aires de ministros de Francia, España, Brasil y la Comisión Europea, junto con las conversaciones técnicas que recientemente tuvieron lugar en Paraguay, aseguraron que el problema permaneció en el frente y centro. Sin embargo, los mensajes de los ministros no fueron unánimes.

El ministro de Finanzas francés, Bruno Le Maire, se conmocionó el pasado lunes cuando dijo que las negociaciones estaban “bloqueadas”.

“Por el momento la negociación sobre el acuerdo Mercosur por diferentes razones está bloqueada”, dijo Le Maire a los periodistas el lunes pasado. “No se puede explicar a un productor que tiene que seguir reglas muy restrictivas en Alemania, Francia, España o Italia, e importaremos exactamente el mismo bien que no se producirá de la misma manera en otro continente”.

Pero luego se retractó de esos comentarios en una conferencia de prensa después de la cumbre del G20. “Eso no es exactamente lo que dije. Entonces, tal vez tengo que ser más claro … Lo que quería decir es que estamos en el proceso de negociaciones. Y como le expliqué al Ministro de Economía argentino ,Dujovne], compartimos la misma opinión que los argentinos, queremos llegar a un acuerdo sobre Mercosur. Pero todos reconocen que todavía hay algunas dificultades. Entonces tenemos que encontrar soluciones a esas dificultades para llegar a un acuerdo sobre Mercosur “.

Le Maire agregó que la agricultura sigue siendo una “sensibilidad” para París, y que “preferiría tomar más tiempo para encontrar un buen acuerdo, sólido para firmar el Mercosur, en lugar de ir demasiado rápido con el riesgo de tener una compromiso, o un acuerdo que no es tan bueno como podría ser “.

Las elecciones de este año en Paraguay y Brasil podrían poner las negociaciones en espera, particularmente en Brasil, donde el resultado es más impredecible.

 

EL COMERCIO DOMINÓ CONVERSACIONES PORQUE EL G20 EXIGE MÁS DIÁLOGO

 

Las preocupaciones mundiales sobre la posibilidad de una erupción de una guerra comercial ocuparon un lugar destacado al concluir la primera reunión del G-20 de los ministros de Finanzas y gobernadores del Banco Central la semana pasada en Buenos Aires. También surgio  un consenso para considerar las implicaciones de lo que los ministros optaron por llamar “cripto-activos”.

Con Argentina solicitando una exención sobre aranceles de acero de EE.UU. una vez más (las noticias sobre una excepción aún no se habían hecho públicas), el secretario del Tesoro estadounidense Steven Mnuchin pidió un “comercio libre, justo y recíproco” y el ministro de Finanzas de Francia, Bruno Le Maire, insistió que Europa espera una exención sin condición sobre los aranceles, se habló más sobre el comercio en las conferencias de prensa después del G20 que en el comunicado final.

Como tal, el comunicado emitido por los ministros y gobernadores señala que “el comercio internacional y la inversión son motores importantes del crecimiento, la productividad, la innovación, la creación de empleo y el desarrollo. Reafirmamos las conclusiones de nuestros Líderes sobre el comercio en la Cumbre de Hamburgo y reconocemos la necesidad de un mayor diálogo y acción. Estamos trabajando para fortalecer la contribución del comercio a nuestras economías “.

En la rueda de prensa de cierre, tanto el ministro del Tesoro, Nicolás Dujovne, como el presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger, enfatizaron que el G20 había respaldado el libre comercio. Respondiendo a las preguntas sobre las tensiones comerciales durante la reunión de dos días, Dujovne dijo que “más allá de las conversaciones del G20, Argentina reafirma su compromiso con el multilateralismo y el comercio basado en normas y la Organización Mundial del Comercio” y señaló públicamente que había pedido a Mnuchin eximir a Argentina de buscar tarifas de acero y aluminio.

“No hubo un sentimiento durante la reunión de que estamos al borde de una guerra comercial”, dijo Dujovne, argumentando que los aranceles eran muy específicos y no desencadenarían un conflicto más amplio. Sus comentarios no fueron repetidos por otros países del G20.

Mnuchin, quien dijo claramente que Estados Unidos no buscaba una guerra comercial, pero “no tememos a nadie”, subrayó la semana pasada que las medidas propuestas por la administración de Donald Trump no eran “proteccionismo sino comercio libre, justo y recíproco, que queremos las mismas oportunidades para nuestras empresas que otras tienen en los Estados Unidos “.

Para Finalizar :

MACRI NOMINARA A INES WEINBERG DE ROCA COMO PROCURADOR GENERAL DE ARGENTINA

El presidente Mauricio Macri anunció la semana pasada en una entrevista televisada que nominará a Inés Weinberg de Roca para el cargo de Procuradora General, una oficina que Alejandra Gils Carbó esta vacante luego de su renuncia en diciembre pasado. Mientras tanto, Eduardo Casal se ha encargado del trabajo, pero tarde o temprano se esperaba una nominación.

Weinberg de Roca es actualmente la presidenta del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de Buenos Aires, la corte más alta de la jurisdicción, cargo que desempeña desde 2013. “La conozco. Creo que hizo un gran trabajo en el Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad y espero que emprenda un proyecto para implementar reformas y modernizar la oficina del Fiscal General en su tarea de investigar y combatir el crimen “, dijo Macri.

La futura candidata tiene una carrera impresionante, especialmente en el panorama internacional: entre 2003 y 2008, fue miembro del Tribunal Penal Internacional para Ruanda de la ONU, que falló sobre el genocidio cometido en el país en 1994 y fue disuelto en 2015. Además de esto, también fue jueza en el tribunal de apelaciones del Tribunal Penal Internacional para la ex Yugoslavia entre 2003 y 2005, un tribunal creado por el Consejo de Seguridad de la ONU y disuelto en 2017.

Sin embargo, el líder de la bancada del Partido Justicialista en el Senado, Miguel Ángel Pichetto, anticipó poco después del anuncio de que él y sus colegas no le facilitarán las cosas, por lo que “sin problemas” no parece ser una descripción precisa de lo que venir.

El proceso comenzará en breve, pero es probable que se prolongue durante bastante tiempo, por lo que no espere hasta que sea designada.

Adrian Bono

 

http://www.thebubble.com/